Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on telegram

Plataformas electorales en México

“No siempre se escribe por compromiso, pero escribir siempre compromete”.

Manuel Rivas

Como se sabe el  proceso electoral 2020-2021 en México permitirá renovar más de 21 mil cargos de elección popular a nivel federal y local. En el caso de las elecciones federales se renovará la cámara de diputados, para lo cual competirán 10 partidos políticos con registro nacional, siempre y cuando cumplan con los requisitos que marca la ley para el registro de sus candidatos.

La plataforma electoral es uno de los requisitos que deben cubrir los partidos políticos y candidatos independientes para poder competir en la elección ya sea federal o local, de acuerdo al Instituto Nacional Electoral (INE)  “las plataformas electorales son propuestas de carácter político, económico y social, enarboladas por los partidos políticos nacionales en sus declaraciones de principios y descritas en sus programas de acción”.

A  nivel federal la obligatoriedad de registrar la plataforma electoral se establece en la Ley General de Partidos Políticos en su art. 25 y la Ley General de Instituciones y Procedimientos Electorales en el art. 44 y 236, mismas que condicionan su regulación en las legislaciones locales de cada estado.

La finalidad de las plataformas políticas es fortalecer la democracia participativa por medio de la deliberación en dos frentes: por un lado al momento de diagnosticar y establecer los problemas que compondrán la agenda del partido; y por otro cuando los documentos son expuestos al público, pues el elector tiene la posibilidad de comparar diferentes proyectos políticos a profundidad.

La deliberación de ideas a través de agendas y contenidos contribuye al razonamiento del voto por parte de los electores, puesto que  permite conocer la capacidad de diagnóstico de cada partido, su conocimiento sobre el territorio y las necesidades de su sociedad, los valores e ideales que promueve el partido y sobre todo las propuestas o ausencia de ellas, es decir que lo que dicen los partidos en las plataformas es igual de importante que lo que callan.

La integración del contenido de las plataformas puede variar según los estatutos y objetivos de cada partido, pero es necesario pensar esta acción como un ejercicio democrático que permite al partido político un acercamiento no sólo con sus bases, sino incluso con la población en general y los diferentes sectores sociales que son parte de la demarcación en la que se llevará acabó la elección.

Es decir que sin violentar las leyes que evitan de manera anticipada la promoción del voto entre la población, se puede generar un ejercicio incluyente, de crítica, cambió o creación de la agenda política que constituirá la plataforma electoral y que permitirá combatir la exclusión política generando incentivos para el voto a través de la escucha activa de los diferentes sectores sociales.

Pensar la plataforma electoral como una guía que  marca el curso o ruta que tomará el discurso de un candidato en su campaña electoral, evita subestimar su creación,   estructura, contenido y forma, pues al ser de acceso libre a todos los ciudadanos, también se encuentra al alcancé de los rivales políticos.

Mendoza Vázquez Néstor

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on email

Deja un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Abrir Whatsapp
1
¿Necesitas ayuda?
Hola, ¿en que podemos ayudarte?