Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on telegram

El candidato político y la propuesta concreta: Trabajo y su relación con las mejores condiciones de vida

Por  Roberto A. Bazán

En los momentos actuales es importante tener en claro qué significa proponer trabajo en la contienda electoral, dentro de un contexto donde la mayor cantidad de la población vive o sobrevive del trabajo informal. La gran mayoría de jóvenes estudian una profesión y no saben cuál será su futuro o en todo caso están detrás de lo que ofrecen las instituciones del Estado. Los que trabajan en construcción civil, actividad que capta mayor cantidad de trabajadores, no es el reflejo futuro de ser una propuesta política, social y económicamente sólida. Estos trabajos aún en los mejores momentos de infraestructura urbana, que moderniza la cara de la ciudad, no significan un empleo con sostenibilidad en el tiempo porque son temporales. Ahonda la desocupación lacerante el bolsón de los “jóvenes nines” (no trabajan ni estudian), son la muestra  de políticos ciegos e incapaces.

Si bien esta propuesta es programática (donde inversión, industria y valor agregado interactúan), el trabajo para que sea sostenible, real y no demagógico tiene que estar relacionado con las mejores condiciones de vida de la población y esto significa: Mejor Salud, estructuralmente integral (niños y adultos en condiciones bien nutritivas y sin anemias crónicas), apoyados por la cultura preventiva que haga posible el desenvolvimiento normal en las diferentes actividades productivas, en las cuales; hombres y mujeres, niños y adultos tienen salud sin riesgos de la desnutrición marcada por la miseria económica.

El trabajo integralmente humano dignifica y evita que la persona y su familia tengan que pasar por el favor del asistencialismo, evita el paternalismo y la dependencia así como la nulidad del desarrollo de la conciencia. Menos trabajo, mas enfermedad y por consiguiente más necesidad de hospitales, mayor delincuencia y más necesidad de cárceles.

Con más trabajo hay mejores posibilidades que favorecen a los padres de familia, puedan tener hijos con mejores posibilidades de estudio en los colegios: El niño o niña no estará a expensas de desnutrición crónica que traba el desarrollo de su mejor aprendizaje, el niño o niña no estarán necesitados de los programas alimenticios del Estado para su alimentación, porque sus padres cubrirán todas sus necesidades (en todo caso, los aportes del Estado serán más de tipo pedagógico y estructural).

Entonces, a saber, estamos hablando de un trabajo digno, continuo y soporte de las mejores condiciones de vida de las familias y no de un trabajo  temporal o coyuntural que solo alimenta emociones y luego de los gastos, se sigue en las mismas condiciones angustiantes. Hay candidatos irresponsables que por ganar votos están ofreciendo trabajo en números mayor a los “50 mil puestos de trabajo” ¿en qué y cómo lo lograran? No lo dicen porque no tienen la menor idea de ello.

Queremos disminuir la desnutrición…TRABAJO, queremos erradicar el analfabetismo actual y responder con más exigencia educativa… TRABAJO es lo que necesitan nuestras familias peruanas.

Actualmente existe exigente reclamo nacional por TRABAJO en todas las regiones del país donde hay diferentes tipos de recursos naturales, del cual el Perú es rico, si se estimulara técnicamente a los emprendedores se pueden crear fuentes de trabajo masivo y diversificado.  Empresas que se dediquen al valor agregado, ¡ya basta de vender solo materia prima!

El trabajo digno y sostenible, mejora las condiciones de vida de la población y esto tiene que estar en la convicción de todo candidato sincero e  identificado con su pueblo.

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on email

Deja un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir Whatsapp
1
¿Necesitas ayuda?
Hola, ¿en que podemos ayudarte?